Heka Dental units through history

Historia

Heka Dental, fundada en 1965 por los dos hermanos Henning y Karl Christensen (de ahí el nombre He-Ka), goza de una larga trayectoria.

En sus inicios, Heka Dental era un distribuidor convencional de material dental.

Karl trabajaba para el que es actualmente el mayor distribuidor dental, y durante una visita a la exposición de Milán se familiarizó con las unidades de tratamientos dentales de Italia.

Cuando regresó de Milán, Karl propuso a su jefe empezar a importar unidades italianas,

pero este no se mostró particularmente entusiasmado, pues no estaba interesado en iniciar este proyecto. Karl se planteó entonces importar las unidades por su cuenta y trabajar en ello en su tiempo libre.

Así fue como surgió Heka Dental y los hermanos empezaron a vender centros de tratamientos dentales por doquier. Sin embargo, al cabo de varios años, Henning y Karl se encontraron con la dificultad de poder conciliar trabajo, empresa y familia.

A su vez, Benny Steen Nielsen estaba buscando la oportunidad de poder dirigir su propio negocio. Fue entonces cuando descubrió que Heka Dental estaba en venta.

No obstante, antes de comprar el negocio, hizo un pequeño estudio de mercado. Llamó a 100 odontólogos que había encontrado en las Páginas Amarillas y les hizo una simple pregunta: «¿Conoce a Heka Dental?». El resultado era evidente: nadie había oído hablar de Heka Dental.

Sin embargo, Benny siempre fue un gran optimista y su conclusión fue muy clara: «Si nadie conoce la empresa, ¡hay un enorme potencial de crecimiento!».

Benny Steen Nielsen compró Heka Dental en 1975 y, poco tiempo después, la empresa se trasladó a unas nuevas instalaciones en Copenhague.

Se cerraron y ampliaron acuerdos de colaboración con diferentes proveedores y Heka Dental empezó a distribuir sus productos en Escandinavia.

Heka Dental se expandió de forma paulatina durante los siguientes años. Sin embargo, a principios de los años 80, la colaboración con el fabricante italiano se hizo cada vez más difícil. Los odontólogos debían esperar mucho tiempo para el suministro de piezas de recambio y cada vez más odontólogos expresaban su descontento.

En 1982, en la feria Scandefa, hablando con una odontóloga descontenta por los tiempos de espera de las piezas de su unidad, esta sugirió a Benny empezar a desarrollar una unidad dental de producción danesa.

Con argumentos muy claros, la odontóloga convenció a Benny Steen Nielsen de que era una buena idea. Entre otras cosas, la odontóloga afirmó: «Mi marido es ingeniero y puede desarrollar las soluciones técnicas. Yo soy odontóloga y puedo decirle lo que los odontólogos necesitan realmente».

Así se inició una colaboración destinada a cambiar la historia y, tres años después, Heka Dental presentó su primer centro de tratamientos dentales en Scandefa. Este centro de tratamientos dentales se llamó UNIC, aunque nunca llegó a entrar en la fase de fabricación.

Un año más tarde, en 1986, Heka Dental tuvo listo el centro UNIC 5, que luego presentó en Scandefa.

UNIC 5 se convirtió rápidamente en un gran éxito en Dinamarca, Suecia, Noruega y Finlandia.

En 1994, Heka Dental presentó UnicLine 5D, un centro de tratamientos dentales totalmente opuesto a las tendencias generales del mercado. Mientras el resto de fabricantes desarrollaban unidades con más y más plástico, Heka Dental lanzó un centro de tratamientos dentales fabricado en 100 % aluminio.

En 2007, Heka Dental lanzó el nuevo UNIC, una obra maestra del diseño creada en colaboración con el célebre diseñador internacional David Lewis. El objetivo de UNIC era proporcionar un toque familiar y acogedor a las clínicas dentales y crear un centro de tratamientos dentales centrado en las personas durante todo el proceso: desde el paciente hasta el odontólogo, pasando por el auxiliar de odontología e incluso el técnico de mantenimiento.

En 2016 se lanzó el último centro de tratamientos dentales: UnicLine S, un centro de tratamientos elegante y funcional con diseño nórdico. El aluminio se ha mantenido como material base, pero ahora se añade vidrio para crear superficies elegantes además de higiénicas y eficientes en las que trabajar gracias a la pantalla táctil integrada. UnicLine S ofrece un ambiente cómodo y relajado tanto al paciente como al odontólogo, y es la unidad más ergonómica que Heka Dental ha fabricado hasta la fecha.

La iluminación también ha sido un elemento extremadamente importante al concebir UnicLine S: por ejemplo, el odontólogo y el auxiliar de odontología pueden ver el instrumento activo mientras mantienen la vista centrada en la boca del paciente, sin tener que apartar la mirada. Emplear la luz correcta es lo que denominamos «ergonomía lumínica».